*

Buen Santa Fe

Portada  |  01 junio 2020

Comerciantes de la General Paz sostienen que “la aceptación de la gente es bastante buena”

“Nosotros tenemos un gran movimiento”, dijo Marcelo Ruscitti en representación de los negocios de esa avenida.

Las salidas recreativas y la extensión horaria durante los fines de semana, la cual también se implementará durante los días de semana, han sido uno de los puntapiés para que los comerciantes de la ciudad de Santa Fe comiencen a implementar una gradual recuperación de sus ingresos, prácticamente paralizados desde el comienzo del aislamiento. La Avenida General Paz es uno de los epicentros de venta de la ciudad, y Marcelo Ruscitti describió el panorama allí.

La gente está tratando de adaptarse a este horario. Pero la aceptación es bastante buena. Está complicado porque hay muchos factores económicos”, comenzó explicando en diálogo con Buen Santa Fe.

Además, mostró su conformidad luego de que la Municipalidad le permita a los negocios atender al público en horarios matutinos. “Todo el comerciante reclamaba este horario. Hay algunos que están acostumbrados a salir a la mañana y con este tema del frio quizá a la tarde. Con este horario, tenés un mayor rango para salir a hacer las compras”, dijo.

Por otro lado, dio a conocer números sobre las consecuencias de la paralización de la actividad. “El último censo que dio el centro comercial arrojó que el 22% de los comercios está cerrado. La avenida es el tercero ubicado. Hay muchos locales que tienen el cartel de alquilado: no sabés si cerraron o si sacaron sus cosas para que no le roben”.

También, opinó que la pandemia obligó a los comerciantes a reconvertirse. “Hay un par de negocios que dijeron cerrar sus puertas y se van a dedicar a vender por internet. Hay otros que no están acostumbrados a esto y te tenés que adaptar: muchas veces lleva tiempo y costos operativos altos. La gran mayoría de los comerciantes no se pudieron adaptar: esto fue muy rápido. Hay comerciantes que no son tan jóvenes y les costó. Creo que tenemos que adaptarnos a esto y al horario de cerrar a las 18 horas”.

“Nosotros tenemos un gran movimiento: de 13 a 13:30 calma, pero hay movimiento. La gente se va a tener que acostumbrar: vamos a ese camino. Como se acostumbraron al Whatsapp y a las redes, se van a tener que acostumbrar al horario”, cerró.

Comentarios