*

Buen Santa Fe

Portada  |  22 septiembre 2021

Sin restricciones de horario ni de baile: organizadores de eventos quieren "una fiesta normal"

Desde el sector estiman que las únicas medidas serán el uso de barbijos y el esquema completo de vacunación. “Después, una fiesta normal”, transmitieron.

Entre las habilitaciones anunciadas por el Gobierno Nacional el día martes se encuentra la flexibilización de eventos nocturnos. Además de los boliches, también se dio luz verde a los salones de fiesta. Justamente este último sector manifestó su conformidad con lo transmitido por Nación y aguardan lo que decrete el Gobierno Provincial.

A la espera de esto, Marcelo Mansilla, de la Asociación de Fiestas y Eventos Santa Fe, dialogó con Buen Santa Fe y dijo que las fiestas “deberían volver”. Y profundizó: “es una decisión acertada pero tarde, se podrían haber hecho antes. Solo falta esperar la palabra del Gobernador Perotti, que seguramente se va a adherir a esta apertura sin restricciones de horario ni de baile, con protocolos lógicos de lo que conlleva una pandemia. Habíamos propuesto este tipo de aperturas, con espacio sanitario y carné de vacunas, no es nada que no se pueda hacer. Jatón también dijo que esta apertura es necesaria”.

Además, adelantó que “esto nos va a llevar 4 o 5 meses para reordenar las fiestas que venimos arrastrando desde marzo del año pasado hasta ahora. Las de septiembre del año pasado recién se van a poder realizar. La clandestinidad llevó al desorden, pero con bares y fiestas clandestinas los casos no explotaron: por eso pedíamos que nuestro rubro se abra antes”.

Entre los protocolos, enumeró que la condición es “llegar todos con barbijos, llegar a las últimas dos semanas del evento con la vacunación al día, mostrarle al control municipal que los invitados están vacunados para que no se interrumpa la fiesta y después otra restricción no debería haber. El baile se podría hacer normalmente”.

Por otro lado, destacó la colaboración del Gobierno Provincial. “Santa Fe es la única provincia que atendió al sector como corresponde. Hemos recibido la ayuda económica de emergencia. En algunos casos empezó lento, con un monto mínimo que no alcanzaba. Después lo subieron y muchos pudimos sobrevivir gracias a esa ayuda del Gobierno Provincial. No pasó lo mismo con el IFE. Esto fue mes a mes. Nos hubiésemos fundido del sector y gracias a esta ayuda no nos caímos”.

“En cuanto a la apertura, le pedimos al Gobierno Provincial que nos llamen. Sabemos cómo hacer. Se está trabajando así: se pide el carné de vacunas, el barbijo y la gente se ubica. Después, una fiesta normal. La mejor experiencia es que los bares repletos de gente no han hecho explotar los casos. Esta apertura nos viene bien para salir adelante: no nos hagan sufrir más”, añadió Mansilla.

Finalmente, avizoró que “va a llevar hasta cinco o seis meses reordenar las fiestas atrasadas. Ni hablar la gente entusiasmada que nos está llamando: tuve diez reuniones, pero para diciembre en adelante. Se vienen buenos tiempos para el sector”.

Comentarios